Cómo postularte a empleos en el sector tecnológico si tenés más de 40 años y te dedicás a otra profesión

Desde hace 3 años más de un centenar de personas se reconvirtieron al mundo IT gracias al programa SeniorIty orientado a mayores de 40 años
Cómo postularte a empleos en el sector tecnológico si tenés más de 40 años y te dedicás a otra profesión
Varones jóvenes menores de 30 años, bilingües, innovadores y de mentes brillantes son algunos de los estereotipos asociados a los profesionales del campo de la tecnología de la información. Aunque no son necesariamente verdaderos, lo cierto es que, en última instancia, funcionan como barrera de entrada para otros profesionales. Por eso, hace tres años nació SeniorITty, un programa de reconversión laboral hacia empleos en tecnología destinado a profesionales provenientes de otros campos y que tienen más de 40 años.

El mundo de la tecnología de la información se ha convertido en una de las industrias mejor pagas y con mayor demanda de profesionales, pero la escasez de talento también afecta a este pujante sector. En Argentina, se estima que hay al menos 10.000 puestos de trabajo en tecnología vacantes; los perfiles senior son escasos y es muy difícil retenerlos. Por ello, Florencia Nicolet, licenciada en Sistemas de las Organizaciones, CEO y cofundadora de SeniorITty, considera sensato buscar profesionales en otras áreas, especialmente teniendo en cuenta la cantidad de personas que buscan reconvertirse.

Según Nicolet, un profesional mayor de 40 años tiene características generacionales importantes para la industria IT, como la estabilidad laboral frente a la rotación de los más jóvenes.

Reconversión tecnológica

Además, señala que las personas mayores son más resilientes y tienen una mejor tolerancia a la frustración. Sin embargo, advierte que con el avance de las tecnologías y la Inteligencia Artificial, un profesional que no se actualiza corre el riesgo de quedar fuera del mercado. Según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en Argentina, el 65% de los trabajos tal como los conocemos hoy desaparecerán para el 2030, y la tecnología será una de las pocas industrias que cada vez requerirá más y mejores profesionales.

“Por ello desarrollamos este programa de transformación. El objetivo es aprovechar y poner en valor el talento que el profesional ya tiene en su campo, sumándole los conocimientos tecnológicos que necesita para luego ayudarlos a reinsertarse en el mundo laboral digital”, explica Nicolet a iProfesional.

Suele decirse que cuanto más grandes somos, más nos cuesta aprender, pero, asegura la CEO de SeniorITty, no es cierto. “Nuestro cerebro neuroplástico nos permite aprender todo el tiempo. De hecho, los que trabajamos en tecnología nunca dejamos de aprender. Cuando yo estudié en la Universidad, tuve que hacer un trabajo práctico sobre qué era Internet. ¡Imagínate si me hubiera quedado con eso! Hoy seguramente estaría fuera del mercado”, explica.

Creó un programa para personas mayores de 40 años que quieran reconvertirse a la industria de la tecnología

Creó un programa para personas mayores de 40 años que quieran reconvertirse a la industria de la tecnología

Aprender, continúa, es una tarea constante, pero, según la neurociencia, para que eso suceda, primero la persona tiene que creer que es posible. Aunque Nicolet puede hablar desde su propia experiencia y la de los más de 100 participantes que ya han pasado por SeniorITty, también destaca el caso de su padre, quien siendo biólogo, a los 40 años decidió reconvertirse a la tecnología y hasta se jubiló como programador y gerente de sistemas.

Profesionales y tecnológicos

 

Ningún campo es tan ajeno a la tecnología. Por eso, por su programa han pasado biólogosabogadoscontadoressociólogos y hasta periodistas; cualquiera, según Nicolet, puede reconvertirse al mundo IT.

“Al comienzo, pensábamos en las carreras afines. Por ejemplo, pensamos que si la programación es seguir recetas, un chef entonces podría ser un programador. Pero cuando empezamos a trabajar con neurociencia entendimos que la analogía no tiene que ver con las carreras o las especialidades, sino más bien con los tipos de cerebros que cada persona tiene“, explica.

Cada persona va desarrollando conexiones neuronales en todo el cerebro, pero siempre hay  algún hemisferio más fortalecido. “Entonces tienes personas más emocionales, más lógicasanalíticas detallistas. Por lo tanto, las habilidades no tienen que ver tanto con la profesión de base sino con el tipo de cerebro desarrollado”, remarca.

Así, SeniorIty acerca al mundo IT a personas más lógicas quizás para programar, más analíticas para trabajar con datos o más detallistas para proyectos basados en la experiencia con el cliente. “El mundo de la tecnología es enorme, podés estar en Inteligencia Artificial hasta análisis de datoscloud o en infraestructuraredes telefónica y cada vez va a ser más grande; hay lugar para todos los tipos de cerebros posibles“, remarca.

Sin embargo, Nicolet reconoce que la empleabilidad es el desafío más grande, porque las empresas no suelen emplear a mayores de 40 años. “Aunque creo que esto muy de a poco se va revirtiendo y que a futuro sin duda va a cambiar. Hoy la realidad es que la gente tiende a reconvertirse, pero las empresas, a pesar de que hoy se habla de la silver economía y de revalorizar a las personas mayores, en la práctica esas políticas no bajan a la persona de recursos humanos que hace la búsqueda”, lamenta.

Contadores, abogados, biólogos o periodistas; todos pueden reconvertirse a la industria del la tecnología

Contadores, abogados, biólogos o periodistas; todos pueden reconvertirse a la industria del la tecnología

Cómo funciona el programa de reconversión al mundo tecnológico para + 40

El programa funciona en 4 pasos.

El primer paso es perfilar a las personas en base a sus habilidades naturales. Se logra a partir de determinados tests, que en SeniorITty denominan Talent Discovery Point (TDP). Acompañados por un coach y un mentor, se les propone un camino hacia ciertas especialidades tecnológicas relacionadas con sus habilidades naturales.

Luego inician la etapa de formación basado en cuatro pilares: las capacidades naturales, la formación de base, el cambio de mindset y el aprendizaje de las habilidades tecnológicas en las especialidades referidas al desarrollo de software, testing de software, análisis de datos o liderazgo de proyectos.

El tercer paso es generar un proyecto de trabajo para que adquieran la experiencia necesaria para ser contratados por las empresas. Para ello, comenta Nicolet, tienen un acuerdo de pasantías con ID for Ideas.

El cuarto y último paso es acompañarlos en la reinserción laboral. “Algunos de los participantes del programa lograron insertarse en empresas o sectores de tecnología, y otros pudieron mejorar en el rubro en el que estaban, lo que les permitió tener más ofertas laborales desde que adquirieron estos nuevos conocimientos tecnológicos”, dice orgullosa.

Este año, el programa será a través de una plataforma virtual basada en Inteligencia Artificial de Chat GPT. Así, aclara Nicolet, cada participante podrá organizar la cursada de acuerdo a sus tiempos y necesidades. Si todo sale como lo planean, la idea es lanzarlo en marzo y aunque el valor está aún por definirse, estima que rondará los U$s200.

El Programa arranca determinado el área de especialización de acuerdo a las habilidades naturales y termina en la etapa de reinversión laboral

SeniorITty arranca determinado la especialización en base a las habilidades naturales y termina con la reinserción laboral

En definitiva, destaca la CEO de SeniorITty, todos podemos reconvertirnos para trabajar en tecnología sin importar la edad ni la profesión de base. “La clave es despojarse de la idea de que un programador es un ser iluminado con habilidades diferentes y más inteligentes. Yo no sé ni muchas matemáticas ni soy más inteligente, y además soy mujer, madre y tengo 47 años”, dice alentando Nicolet.

 

Por Laura Andahazi Kasnya | IProfesional

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.